Continuando, aceptas la Política de Privacidad de Avaaz, que explica cómo pueden usarse tus datos y cómo los protegeremos.
Entendido
Usamos las cookies para analizar como los visitantes utilizan esta página y ayudarnos a ofrecer la mejor experiencia posible. Mira nuestra Política de Cookies.
OK
Que sean respetados los derechos lingüísticos y los centros escolares en Catalunya ofrezcan un modelo bilingüe.

Que sean respetados los derechos lingüísticos y los centros escolares en Catalunya ofrezcan un modelo bilingüe.

451 han firmado. Lleguemos a   500
451 Firmantes

Cerrar

Completa tu firma

,
Al participar, das tu consentimiento a recibir los correos de Avaaz. Nuestra Política de Privacidad protegerá tus datos y te explicará cómo pueden ser usados. Puedes darte de baja en cualquier momento.
Esta petición ha sido creada por M. Teresa Ginés O. y no necesariamente representa la opinión de la comunidad de Avaaz
M. Teresa Ginés O.
creó esta petición para
La Generalitat de Catalunya

Porque aprender en la lengua materna es muy importante para el desarrollo de los niños, como tantas veces ha defendido la Unesco. Y porque el respeto de los derechos de las personas ha de ser la base de cualquier sociedad democrática. La escuela catalana ya fue bilingüe hace treinta años y funcionó bien además de que permitió normalizar el uso social del catalán. Fue un logro que se ha perdido porque se ha ido basculando hacia una educación sólo en catalán con el consiguiente menosprecio de los derechos de los alumnos castellanohablantes; de sus familias que, tanto si lo entienden como si no, sólo reciben en catalán la información sobre sus hijos; y de familias que, por razones de trabajo, se desplazan a Catalunya por un período limitado de tiempo desde otras partes de España.

Perquè aprendre en la llengua materna és molt important per al desenvolupament dels nens, com tantes vegades ha defensat la Unesco. I perquè el respecte dels drets de les persones ha de ser la base de qualsevol societat democràtica. L'escola catalana ja va ser bilingüe fa trenta anys i va funcionar bé, a més va permetre normalitzar l'ús social del català. Va ser un avanç que s'ha perdut perquè l’escola ha basculat cap a una educació només en català amb el conseqüent menyspreu dels drets dels alumnes castellanoparlants; de les seves famílies que, tant si ho entenen com si no, només reben en català la informació sobre els seus fills; i de famílies que, per raons de treball, es desplacen a Catalunya per un període limitat de temps des d'altres parts d'Espanya.