No más abusos y asesinatos por la avaricia minera

Publicado: 18 Marzo 2012
Cuando las fuerzas de seguridad de una minera canadiense desalojaron brutalmente a familias Mayas de sus territorios en Guatemala, once mujeres fueron violadas, un líder comunitario fue asesinado y un joven quedó paralítico. Ahora estas comunidades se están movilizando y han denunciado a Hudbay Minerals por estos espantosos crímenes. ¡Y necesitan de nuestro apoyo para enfrentarse al tremendo poder del equipo legal de esta corporación y lograr que se haga justicia!

Las víctimas han demandado a la empresa minera en Canadá, donde se encuentra la sede de Hudbay Minerals. Pero la compañía está pidiéndole al tribunal que refiera la demanda a Guatemala, donde tienen más probabilidades de salir indemnes a causa del débil sistema judicial en ese país. Expertos dicen que el fallo podría tener repercusiones masivas más allá de las fronteras canadienses. Y es que una victoria de las comunidades Mayas podría forzar a Hudbay, y a otras multinacionales, a responder por sus actos y fechorías en otras partes del globo.

El juicio está celebrándose en estos momentos y los demandantes necesitan nuestro apoyo para cubrir los costes legales. Si reunimos fondos suficientes para darles a las comunidades Mayas el mismo poder de defensa legal del que dispone la potente maquinaria corporativa de HudBay, podremos lograr que se haga justicia a las víctimas y seguir lanzando campañas para proteger los derechos humanos frente a la avaricia cortoplacista de muchas compañías en distintas partes del mundo. Utiliza la herramienta a la derecha para contribuir: si logramos reunir 20.000 donaciones hoy, podríamos ayudar a ponerle fin a estos asesinatos mineros de una vez por todas, estableciendo un importante precedente legal.

Cuéntaselo a tus amigos

Copia el enlace de esta campaña a IM, Skype o publícala: