Actualiza la Configuración de tus Cookies para usar esta herramienta.
Haz clic en 'Permitir todo' o solo activa 'Cookies dirigidas'
Continuando, aceptas la Política de Privacidad de Avaaz, que explica cómo pueden usarse tus datos y cómo los protegeremos.
Entendido
Usamos las cookies para analizar como los visitantes utilizan esta página y ayudarnos a ofrecer la mejor experiencia posible. Mira nuestra Política de Cookies.
OK

DE TURQUIA PARA LIBIA: ¡LIBEREN A IMAN!

Al Primer Ministro Erdogan y el Gobierno de Turquía:

Profundamente agradecidos por el rol que jugaron en la liberación de otros rehenes libios, les pedimos que usen todo su poder diplomático para asistir y asegurar la liberación de Iman al-Obeidi, y para promover una investigación completa sobre su violación y abusos.

Ingresa tu dirección de e-mail:
Por favor, autoriza Javascript para obtener un mejor funcionamiento de esta página
Continuando, das tu consentimiento a recibir los correos de Avaaz. Nuestra Política de Privacidad protegerá tus datos y te explicará cómo pueden ser usados. Puedes darte de baja en cualquier momento.

Firmantes recientes

Últimos desarrollos: 4 de abril, 2011: CNN reporta que Iman al-Obeidi ya no está bajo custodia del gobierno libio, pero su seguridad sigue en riesgo. La presión pública salvó su vida, pero necesitamos asegurar que llegue sana y salva a su casa y familia.

El sábado pasado, una joven abogada, de nombre Iman al-Obeidi, irrumpió en un hotel en Trípoli pidiendo ayuda a un grupo de periodistas extranjeros, mientras les mostraba moretones por todo el cuerpo y les contaba que acababa de ser golpeada y violada por 15 hombres del ejército de Gadafi. Mientras denunciaba los hechos entre sollozos, agentes del régimen libio la sacaron del hotel arrastrándola a la fuerza, y nadie la ha visto desde entonces.

No hay palabras para expresar el coraje que tuvo Iman al-Obeidi al denunciar estos crímenes, y apenas podemos imaginar el terror por el que debe estar pasando en estos momentos, en manos de los matones de Gadafi. Su vida está en peligro, pero podemos ayudarla si actuamos inmediatamente.

Gadafi podrá hacerse el sordo ante muchas de las denuncias internacionales, pero ya escuchó al gobierno turco cuando le pidió que liberara a periodistas extranjeros. Lancemos con urgencia un gigantesco llamamiento mundial dirigido al primer ministro de Turquía Erdogan para que ayude a salvar a Iman. Firma la petición y reenvía este correo a todos tus conocidos. La petición será entregada directamente en el consulado turco en Benghazi, cuando alcancemos 500,000 firmas.

Cuéntaselo a tus amigos

Copia el enlace de esta campaña a IM, Skype o publícala: